8 Ideas para alimentarte sin riesgos en el embarazo

Parece mentira pero de un embarazo a otro se te olvidan las precauciones indicadas en temas de alimentación, menos la del jamón serrano por supuesto, ¡esa no se olvida nunca! Así que me he vuelto a poner al día y estas son las recomendaciones para una alimentación sin riesgos ¡sin volverte loca! pero está bien conocerlas. Aunque debemos comer de todo, a menudo, y en pequeñas cantidades, es importante tener en cuenta algunas precauciones.

1. PESCADOS y MARISCOS CRUDOS O CON RIESGO DE CONTAMINACIÓN

Pescado crudo Embarazadas Alimentacion

El pez espada, el atún,  los mejillones, la pintarroja y los berberechos acumulan una mayor cantidad de metales tóxicos, como mercurio y plomo, según investigadores de la Universidad de Granada. Sería bueno evitar también el tiburón y la caballa y el atún con moderación.

¿Qué pasa con el Sushi? Mejor tomarlo hecho en casa, para asegurarte de que ha estado congelado un mínimo de 48 horas.

Es importante no comer pescado crudo que no haya estado congelado durante este tiempo ya que pueden estar contaminados con sustancias como el mercurio, que en cantidades peligrosas para las embarazadas podría alterar el desarrollo del sistema nervioso del feto.

 

2. FRUTAS Y VERDURAS MAL LAVADAS o BROTES CRUDOS

Brotes Alimentacion Embarazo Coco y Manuela

Como sabes frutas y verduras están expuestas a los pesticidas y otras sustancias durante su cultivo que pueden ser nocivas para las embarazadas por lo que es importante lavarlos muy bien antes de comerlos.

Por otro lado, los brotes crudos de soja o alfalfa entre otros, los brotes hay que cocinarlos y no debes tomarlos crudos por riesgo a que contengan bacterias de riesgo importante como salmonella o e-coli.

 

3. CARNE CRUDA Y EMBUTIDOS 

Carnes crudas Coco y Manuela Alimentos Embarazo

Carpaccio, tartár, esa carne que te gusta poco hecha… después de dar a luz. El jamón serrano, patés, foie-gras, chorizo o lomo pueden ser, como la carne cruda, la causa de una toxoplasmosis, una infección grave que puede provocar daños importantes en el feto.

Si se te antoja alguna lonchita de jamón recomiendan congelarlo 48 horas para poder tomarlos.

 

4. LÁCTEOS NO PASTEURIZADOS

Quesos y leche no pasteurizados por riesgo de contraer listeria, una infección grave que afecta a embarazas. El queso fresco y otros tipos de quesos blandos a veces pueden estar contaminados.

Cuando hablamos de productos sin pasteurizar nos referimos a aquellos elaborados con leche que proviene de las vacas, ovejas o cabras y que no ha pasado por el proceso de calentamiento necesario para matar las bacterias dañinas responsables de numerosas enfermedades.

 

5. HUEVO CRUDO

Mahonesa Embarazo Alimentacion Coco y Manuela

Hay que ser precavidos con el huevo crudo, la mayonesa o la bechamel hecha en casa que puede contener salmonella si no están bien cocinados. También hay algunas recomendaciones para el consumo de huevos que no está de más tener en cuenta:

  • Lavar los huevos inmediatamente antes de consumirlos, no antes.
  • Romper el huevo en el borde de un recipiente que no sea el que se usará para preparar la salsa o batir los huevos, sino en una superficie únicamente destinada para este fin y evitar que caigan trozos de cáscara que se mezclen con el huevo.

 

6.  SAL EN EXCESO

Sal Coco y Manuela Alimentacion Embarazadas
Para reducir la retención de líquidos y el aumento de la tensión arterial, si se te hinchan las piernas durante el embarazo con más motivo, reduce el consumo de sal todo lo posible.

En la mesa no añadas más sal a los platos que ya están cocinados con sal y no abuses de productos  de picoteo salados como patatas fritas o frutos secos.

Si te ves muy tentado a animar tus platos, sustituye la sal por hierbas, especias o limón.

 

8. MUCHA CAFEÍNA 

Cafeina Embarazo Coco y Manuela
En especial en los 3 primeros meses el abuso de bebidas con cafeína puede afectar al desarrollo normal del feto por lo que su consumo no debe superar las dos tazas de café o té al día.

Dicen los que saben que lo ideal es que el café sea descafeinado, pero he de decirte que en mi caso el sueño es inaguantable los primeros meses y, aunque el olor del café durante el embarazo me da  unas náuseas terribles, no puedo pasar sin mis dos tazas cargadas para poder afrontar la jornada laboral sin quedarme dormida en la oficina.

Como en este último caso, hay que reconocer que luego la vida es compleja y puede que no podamos seguir estas indicaciones siempre al pie de la letra, así que aquí van unas recomendaciones generales y muy importantes que sí debes tener en cuenta siempre:

1-Lavarse las manos siempre antes de comer
2-Evita los productos lácteos sin pasteurizar
3-Evita el alcohol y las bebidas con cafeína
4-Lavar las frutas  y las verduras a conciencia
5-Evitar las carnes crudas y embutidos, los pescados crudos y marisco poco cocinado

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *